Posterior a rendir honores al lábaro patrio esta mañana en el zócalo de la capital, Mauro León Garfias, alcalde de Hueyotlipan, adelantó que se suspende el festejo del Grito de Independencia en ese municipio a consecuencia de los conflictos que prevalecen en su comuna y por el cierre de la presidencia municipal.

Afirmó no existen las condiciones legales, como lo marca la ley para llevar a cabo el tradicional grito de independencia, además mencionó que no podría darse en el comisariado Ejidal de la localidad de Adolfo López Mateos, donde atiende actualmente, ya que dicha comunidad cuenta con su presidente de comunidad, y no podría usurpar sus funciones.

Por tal motivo, exhortó a los pobladores a entender el hecho de no celebrar dicho evento conmemorativo, pero refirió no está en sus manos y esperará a que esto se vaya resolviendo.

El edil externó que sus conflictos cuentan con tintes políticos, y la reprobación de sus cuentas públicas puede derivar en la revocación de su mandato, aunque espera el Congreso del estado local le permita entregar la documentación necesaria para cambiar los resultados que llevaron a la anulación de las cuentas.

“Al parecer no tomaron en cuenta toda la participación de FIS, sin embargo las obras están ejecutadas, el recurso está ejecutado, no tomaron en cuenta la documentación por parte de obras públicas y es ahí donde radica la problemática, es subsanar nada más”. En este sentido, dijo esperará los tiempos para que en término de ley pueda llevar a cabo la solventación.

Por otra parte León Garfias, aseveró no temer pese a existe una denuncia penal en su contra, “siempre daré la cara, porque él que nada debe nada teme, y por ello continuo atendiendo a los ciudadanos en la localidad de Adolfo López Mateos, yo sigo trabajando y así me mantendré”.

Finalmente recalcó que la problemática que persiste en Hueyotlipan es de intereses por parte de un grupo de regidores.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here